Respirar correctamente es muy importante siempre y especialmente en los momentos de ansiedad pero lo bueno es que puedes relajarte en cualquier momento y lugar.  Respirar despacio, de forma relajada y con atención plena es la manera de recuperar el equilibrio mental y físico, pero hasta ahora la neurociencia no había identificado qué células del sistema nervioso son responsables directas de esta relación de causa-efecto.

Mira este vídeo y respira a su ritmo. Inhala y exhala por la nariz, profundamente. 

Inhala y exhala… Inhala cuando la figura aumenta y exhala cuando se hace pequeña.
Poco a poco, observa como el diafragma se ensancha (el abdomen se hincha) pon tu mano sobre tu estómago para notarlo. 

Este ritmo de respiración reduce de forma inmediata la presión sanguínea y cardíaca y reduce tu estrés y la sensación de ansiedad. Puedes ayudarte repitiendo frases positivas como autoinstrucciones: Me relajo y respiro, Cada momento estoy mejor, Puedo hacerlo y lo estoy consiguiendo, Ahora todo va bien …

Al respirar de forma correcta y relajada las células del sistema nervioso mandan al cerebro la información de que «todo está bien» y por el contrario, al respirar de forma acelerada e incorrecta las células están más activas y mandan información a la parte del cerebro relacionado con el estrés, ansiedad y pánico. (pequeño extracto del curso de Técnicas de relajación y gestión del estrés) Respira paz, cambia tu vida con la meditación. La relajación propicia un funcionamiento cerebral similar al sueño y aumenta la capacidad de concentración y creatividad.

Reduce la agresividad, aumenta la seguridad en uno mismo y favorece un mejor control emocional, nos ayuda a prepararnos para enfrentarnos a situaciones conflictivas.

La relajación y la respiración afectan beneficiosamente a todos los aparatos del organismo. Se liberan las tensiones y contracturas musculares y fortalece el sistema inmune.

Uniendo diversas técnicas, como PNL, hay meditaciones específicas para el control del dolor, de la ira, ansiedad, miedo, para prepararse mentalmente ante un examen, conferencia o entrevista y muchas otras situaciones. Con la práctica regular disminuye la ansiedad, la estabilidad emocional mejora, aumenta la creatividad, la relajación y el estado de felicidad, aumenta la intuición y la claridad y paz mental.

 

 

 

Silvia López Bruletout
Monitora de relajación, meditación,
respiración y visualización creativa
Gestión Emocional
Tlf 615 587 128
@VidyaTerapias
Gestión emocional, visualización creativa, meditación, relajación

Deja un comentario